lunes 22 de julio de 2019
Usuarios
e-mail:
Contraseña:
¿Olvidó su contraseña?
InstruccionesHáganos su Página de InicioAgréguenos a sus Favoritos
 
 
 
Edición 2412

19/Nov/2015
 
 
Secciones
Acceso libre Nos Escriben ...VER
Acceso libre InternacionalVER
Acceso libre PolíticaVER
Acceso libre EditorialVER
Acceso libre EntrevistasVER
Acceso libre NacionalVER
Acceso libre FotografíaVER
Acceso libre HistoriaVER
Acceso libre CulturaVER
Acceso libre GastronomíaVER
Sólo para usuarios suscritos Justicia
Acceso libre LiteraturaVER
Acceso libre TauromaquiaVER
Sólo para usuarios suscritos Caretas TV
Sólo para usuarios suscritos El Misterio de la Poesía
Sólo para usuarios suscritos Quino
Columnistas
Acceso libre Gustavo GorritiVER
Acceso libre Luis E. LamaVER
Acceso libre China TudelaVER
Ediciones
anteriores


Última Edición: 2460
Otras Ediciones Anteriores
 
 

Inicio > Revista

Escribe: César Prado |Escritor incursiona en la novela fantástica con Antonio vuelve a casa y celebra una década al frente de Moleskine Literario.

Tantas Veces Thays

Yván Thays

Iván Thays condujo el programa literario Vano Oficio, transmitido en Tv Perú entre el 2000 y el 2008.

Una afrenta pública a la inmaculada gastronomía peruana y un tórrido romance con la actriz Mónica Cabrejos le han valido más críticas que elogios. Pero el escritor Iván Thays (Lima, 1968) no se amilana y se alista para presentar Antonio vuelve a casa (Alfaguara, 2015), una novela de inspiración kafkiana.

–¿Cómo empezó a elucubrar este nuevo libro?
–Es una novela fantástica que empecé a trabajar hace cuatro años. Narra la historia de un hombre que ve a su doble y desde ese momento queda libre de la rutina y tiene una enorme libertad para ocuparse de otros asuntos. No es una novela muy extensa pero sí expulsa muchos demonios interiores.

–¿Es la primera vez que incursiona en el género de la literatura fantástica?
–Hace mucho tiempo escribí un cuento llamado ¿Mientes?, donde al final una de las protagonistas, que parecía una chica muy despierta, resultaba que estaba loca y queda la duda de qué había pasado con ella. Pero en Antonio vuelve a casa, lo fantástico tiene un tono más agresivo, diría que está más inspirada en Kafka.

–¿El libro tiene algo de autobiográfico?
–No, aunque en este libro también está presente la idea obsesiva de construir personajes que no pueden enfrentar la vida. Personajes a los que la rutina los devora, el dolor los oscurece.

–Se aleja del camino trazado en Un lugar llamado oreja de perro, que es una novela realista sobre los años de la violencia en el Perú.
–Sí, formalmente y estilísticamente esta novela es muy diferente a todo lo que he escrito antes.

Antonio Vuelve a Casa

Su libro será presentado en la Feria del Libro Ricardo Palma.

–¿Cuán implicado se sintió en la literatura de memoria escribiendo Un lugar…?
–Cuando escribí Un lugar llamado oreja de perro me sentí muy ligado con la literatura de memoria y de posconflicto. Pero yo sigo pensando que la gran novela de la violencia y la reconciliación es La hora azul, de Alonso Cueto.

–Ahora que hay una suerte de boom de la autoficción, ¿cree que La disciplina de la vanidad fue una especie de novela precursora de este género en la narrativa peruana?
–No creo que La disciplina de la vanidad sea una novela de autoficción. Si bien hay un hecho biográfico, que es el encuentro de escritores que me inspiró a escribir esa novela, hay cosas que nunca ocurrieron y que sin embargo están presentes en el libro.

–Su blog Moleskine Literario ha cumplido diez años. ¿Cómo ha hecho para resistir el embate de redes sociales?
–Los blogs ya no son tan leídos como antes, así que Moleskine se ha vuelto algo así como un índice de lectura. Como ahora la gente lee más los twits o los post en Facebook, trato de ser lo más conciso posible. Ya no comento tanto como antes, es más una curaduría de literatura.

–En ese sentido, ¿qué escritor peruano le ha llamado la atención últimamente?
–Me ha asombrado mucho Johan Page, que ha logrado un libro sólido e intenso. Y sigo pensando que Luis Hernán Castañeda es un gran escritor. Me fascina su obra.

–Hay una obra apócrifa que han añadido a su biografía titulada Un día cuando sufrí por Mónica.
–Me lo hicieron notar en un encuentro de escritores en Colombia, pero no sé cómo quitarlo. Me imagino que es obra de trolls que necesitan burlarse de las personas, así que lo tomo de quien viene.

Búsqueda | Mensaje | Revista