lunes 22 de julio de 2019
Usuarios
e-mail:
Contraseña:
¿Olvidó su contraseña?
InstruccionesHáganos su Página de InicioAgréguenos a sus Favoritos
 
 
 
Edición 2317

16/Ene/2014
 
 
Secciones
Acceso libre Nos Escriben ...VER
Acceso libre ActualidadVER
Acceso libre PolicialesVER
Acceso libre EntrevistasVER
Acceso libre NacionalVER
Acceso libre TecnologíaVER
Sólo para usuarios suscritos Cultura
Sólo para usuarios suscritos Caretas TV
Sólo para usuarios suscritos El Misterio de la Poesía
Acceso libre Conc. CanallaVER
Sólo para usuarios suscritos Quino
Columnistas
Sólo para usuarios suscritos Raúl Vargas
Sólo para usuarios suscritos Gustavo Gorriti
Sólo para usuarios suscritos China Tudela
Acceso libre Luis E. LamaVER
Ediciones
anteriores


Última Edición: 2460
Otras Ediciones Anteriores
 
 

Inicio > Revista

El Misterio de la Poesía

Desde el Sillón

 PDF 

Rafael Courtoisie

En el Festival Internacional de Poesía.

El año pasado, el poeta, ensayista y narrador Rafael Courtoisie (Montevideo, 1958) fue seleccionado para ocupar el sillón Juan Zorrilla de la Academia Nacional de Letras del Uruguay, ratificando así el reconocimiento de su fructífera trayectoria literaria. Su trabajo poético ha merecido numerosos premios, como el del Ministerio de Cultura (1987), el de la Fundación Loewe (1995), el Jaime Sabines (2002), o el Premio Copé (2012). Ejerce además como profesor de Narrativa y Guion Cinematográfico, de Literatura Iberoamericana y de Teoría Literaria. Parte de su obra ha sido traducida al inglés, francés, italiano, rumano, bosnio y turco, entre otros idiomas. El siguiente poema pertenece a Umbría, de 1999.

LOS QUE NO ESTÁN
Para las almas los cuerpos valen oro. Pero es un oro carnal, / de ruido tibio, un oro en trazos y fibras, oscuro, más oscuro que la muerte / que lleva y devuelve las almas a su origen, la muerte como un mar que las devora. Los cuerpos flotan. / Sin la muerte, un cuerpo es más grave que su sombra.
La muerte los levanta, / los madura, hace de los cuerpos un sueño irrepetible en el que el deseo encuentra / materias claras para hacer la casa. / La casa se levanta y se derrumba, pero los trozos esparcidos son duras gotas / del agua del deseo, humedecen la vida que les falta.

 


anterior

enviar

imprimir

siguiente

Artículos relacionados:
Acorde Sensual (Caretas 2319)
¡Salve, Poeta! (Caretas 2318)
Poesía y Pedagogía (Caretas 2316)
Búsqueda | Mensaje | Revista