domingo 21 de julio de 2019
Usuarios
e-mail:
Contraseña:
¿Olvidó su contraseña?
InstruccionesHáganos su Página de InicioAgréguenos a sus Favoritos
 
 
 
Edición 2307

31/Oct/2013
 
 
Secciones
Acceso libre Nos Escriben ...VER
Acceso libre Medio AmbienteVER
Acceso libre Opinión VER
Acceso libre PérdidasVER
Acceso libre TurismoVER
Acceso libre AniversarioVER
Acceso libre DeportesVER
Acceso libre TeatroVER
Acceso libre CulturaVER
Sólo para usuarios suscritos Caretas TV
Sólo para usuarios suscritos Disco Duro
Sólo para usuarios suscritos El Misterio de la Poesía
Acceso libre Conc. CanallaVER
Sólo para usuarios suscritos Quino
Columnistas
Sólo para usuarios suscritos Raúl Vargas
Sólo para usuarios suscritos Gustavo Gorriti
Acceso libre Luis E. LamaVER
Sólo para usuarios suscritos Alfredo Barnechea
Sólo para usuarios suscritos Harold Forsyth
Ediciones
anteriores


Última Edición: 2460
Otras Ediciones Anteriores
 
 

Inicio > Revista

Nuevas Alas Para Agitados Vientos

Raúl Vargas - Canabis
Semana de nerviosismo y de voceríos que, otra vez Andrés, cierra un ciclo con la despedida de un controvertido Gabinete que nunca pudo impactar favorablemente en la opinión pública, y que por el contrario cometió errores que lo condujeron a recibir sostenidas críticas implacables.

Es posible que el Gabinete Jiménez intentara durar más que los anteriores, pero rápidamente empezó la crítica sobre su competencia directriz, con ministros variopintos e inexpertos y una coyuntura que mes a mes disminuía el apoyo al presidente Ollanta Humala.

La esperanza más preciada de Juan Jiménez era lograr un acuerdo básico con las fuerzas políticas representadas en el Congreso, asunto que empezó mal porque, contradictoriamente, la mayoría oficialista insistió en demoler a los expresidentes Fujimori y García Pérez y en salvaguardar sinuosamente la causa de Alejandro Toledo, el penoso aprendiz de brujo.

El público nunca llegó a comprender cómo podrían calmarse las aguas haciendo votos por la inclusión social –pese a la agitada corta vida de Qali Warma– o negándose a aceptar que la inseguridad ciudadana no era una sensación o una histeria, o que salud y educación continuaban siendo un quebradero de cabeza y fuente de agitación social. Si la esperanza era que el gabinete Jiménez aprovechara un tiempo de calma en diálogo de puertas abiertas, nunca se llegó a ese momento y empezó ahora sí una batalla tenaz que solo ha servido para reconocer que los liderazgos políticos van por otras vías. Tampoco es que salgan favorecidos Fujimori, Alan García o Toledo, pero sí se divisa que las cosechas por el momento corresponden a Kuczynski, Keiko o Castañeda.

Tampoco es fácil de explicar que la impaciencia que se vive en el Perú no obtenga punto de comparación con el descontento que recorre México, Brasil, Argentina, Chile y hasta Venezuela. Hay un amortiguador en la situación económica positiva y en el crecimiento de las clases medias, aún cuando la informalidad militante, la ilegalidad en minería, comercio, floresta sean puntos explosivos pero focalizados.

No es cuestión como en otros tiempos de imaginar tontamente que el peruano es aguantador y que soporta más de la cuenta. Diariamente hay una expresión rotunda del descontento, pero continúa firme la fe en que la situación democrática no caerá en una tentación dictatorial, cargando las tintas contra el Congreso, por ejemplo. La cuestión sigue siendo la que se forjó desde el inicio de esta actual administración: empuje y claridad para hacer frente a pocos pero incisivos problemas, refrescar la política tendiendo a conversar, reformular la estrategia de seguridad ciudadana, llamar a personalidades de prestigio profesional y competencia intachable para incorporarlas a un Gabinete de ancha base, redoblar una política social que no se satisfaga con el asistencialismo, optimizar el servicio y la competencia diplomática, judicial, policial. ¿Se pretende una insólita revolución táctica y funcional, cuando ya se está doblando la esquina del quinquenio? Obviamente no. El presidente Humala, pese a actos de impaciencia y una cerrazón marcada, da indicios de saber corregir errores y trazar aperturas que eviten la confrontación. Ese es el signo que se reclama. ¿Se puede aún revertir las encuestas negativas? Parece ser posible recobrar la confianza de la ciudadanía en virtud de mostrarse claro, decidido, exigente para con su mayoría congresal y construyendo un Gabinete convincente en su conjunto. Mucho o poco, pero por favor no confiar en que celebrando un aniversario del levantamiento de Locumba, se está en la recta vía. Alas y buen viento. (Por: Raúl Vargas)

 


anterior

enviar

imprimir

siguiente

Artículos relacionados:
¿Arribamos por fin a una Estación Virtuosa? (Caretas 2347)
Llevar la Fiesta en Paz (Caretas 2315)
Al Mal Tiempo, Caradura (Caretas 2314)
A la Mitad del Camino (Caretas 2313)
Paracas: Otra Estación, Otros Conductores (Caretas 2312)
La Peste del Monte-Cinismo (Caretas 2311)
¿La Mesa Está Servida? (Caretas 2310)
La Tentación del Zafarrancho (Caretas 2309)
Ni con el Pétalo de un Garrote… (Caretas 2308)
Foros de la Esperanza y la Impaciencia (Caretas 2306)
Por mi Culpa, Por mi Grandísima Culpa… (Caretas 2305)
Octubre Sacro y Mazamorrero (Caretas 2303)
Malos Cuatro Vientos (Caretas 2302)
¿A Quien Hay Que Palomearse? (Caretas 2300)
Para Hablar y Comer Pescado… (Caretas 2298)
Obras son Amores y no Flacas Razones (Caretas 2297)
Vueltas y Revueltas (Caretas 2296)
Los Días Pasan Como Tranvías Vacíos (Caretas 2295)
El Tercer Año de la Confusión (Caretas 2294)
¿Propósito de Enmienda? (Caretas 2293)
Un Cruel Invierno y una Epidemia Peor (Caretas 2292)
Un Julio con Mucho Sabor (Caretas 2290)
Calistenia del Medio Año (Caretas 2289)
El Efecto Toledo y el Indulto Negado (Caretas 2288)
El Que se Acelera, Choca (Caretas 2287)
Junio de la Esperanza (Caretas 2286)
La Jarana ya Empezó, ¿Quiénes Salen a Bailar? (Caretas 2285)
¿Yo, Señor? ¡No, Señor! (Caretas 2284)
Allegro Ma Non Troppo (Caretas 2282)
¿Al Mal Tiempo, Mala Cara? (Caretas 2281)
Tanto va el Cántaro al Agua… (Caretas 2280)
Ido Villanueva ¿Podrá Pensarse en un País Unido? (Caretas 2279)
La Chicha Está Fermentando (Caretas 2278)
Mareas, Malaguas, Mareos (Caretas 2277)
¿No hay Sitio al Fondo? (Caretas 2276)
Marzo: el Consagrado Mes de las Sorpresas (Caretas 2275)
Revocatoria: un Adelanto de lo Que Vendrá (Caretas 2274)
Descubriendo la Pólvora (Caretas 2273)
La Comezón del Segundo Año (Caretas 2272)
No Hay Grandeza en lo Pequeño (Caretas 2271)
El Perú Nuestro de Cada Día (Caretas 2270)
Contigo Pan y Cebolla ¿Pero Quién Para la Olla? (Caretas 2269)
Campanazos y Redobles (Caretas 2268)
A Pedir de Revoca (Caretas 2267)
Búsqueda | Mensaje | Revista