viernes 22 de febrero de 2019
Usuarios
e-mail:
Contraseña:
¿Olvidó su contraseña?
InstruccionesHáganos su Página de InicioAgréguenos a sus Favoritos
 
 
 
Edición 1986

26/Jul/2007
 
 
Secciones
Acceso libre Nos Escriben ...VER
Acceso libre NarcotráficoVER
Acceso libre PolíticaVER
Acceso libre Medio AmbienteVER
Acceso libre Ellos&EllasVER
Sólo para usuarios suscritos Bienes & Servicios
Acceso libre CulturaVER
Sólo para usuarios suscritos Caretas TV
Sólo para usuarios suscritos El Misterio de la Poesía
Sólo para usuarios suscritos Quino
Acceso libre Salud y BienestarVER
Columnistas
Sólo para usuarios suscritos Raúl Vargas
Sólo para usuarios suscritos Gustavo Gorriti
Sólo para usuarios suscritos Augusto Elmore
Sólo para usuarios suscritos Jaime Bedoya
Sólo para usuarios suscritos Nicholas Asheshov
Sólo para usuarios suscritos José B. Adolph
Sólo para usuarios suscritos Cherman
Suplementos
Acceso libre La Copa IlustradaVER
Ediciones
anteriores


Última Edición: 2460
Otras Ediciones Anteriores
 
 

Inicio > Revista

Política La convulsión social y el descenso en las encuestas se oponen a las prometedoras cifras del primer año.

¿Por Qué Tanta Hiel si
en la Balanza Hay Miel?(VER)

4 imágenes disponibles FOTOS  PDF 

1986-apertura-1-c.jpg
El discurso presidencial del 28 de julio llega en un punto de quiebre para el gobierno, luego de un mes de intensas protestas sociales y la marcada baja en las encuestas. Lo paradójico es que la situación viene aparejada con resultados cada vez más próximos a los bolsillos y el incremento de la capacidad de consumo de la población. La pobreza que todavía cunde en el interior del país y las demandas sociales cada vez más grandes, exigen una eficiencia del gasto desconocida para la desordenada dinámica regional y buena parte del aparato del Estado. El presidente Alan García está obligado a apostar por un intensivo segundo año de obras para apaciguar el escenario.

¿Por Qué Tanto Salto si al Suelo va Asfalto?

La paradoja del segundo gobierno de Alan García, que cierra su primer año, se debate en dos extremos. Las cifras en azul y los números positivos ya no alcanzan solamente la abstracción de la macroeconomía, indetectable tan a menudo en los bolsillos de la mayoría, sino que comienzan a sentirse en el consumo del peruano de a pie y el aumento del empleo.

La otra pesa de la balanza se inclina hacia la erosión de la popularidad del Ejecutivo, la reciente convulsión social y los continuos dolores en el parto de la regionalización.

Sin embargo, la generación actual vive una situación de bonanza no recordada por esta revista desde su fundación. Más recientemente, en 1997, la carátula de la edición 1493 tenía al “chistoso” Guillermo Rossini preguntándose por qué, si la Economía iba tan bien, el ciudadano seguía igual de misio.

Algunos dirán que la cuestión es igual de válida diez años después.

Ciertamente, el Perú es un país de interminables necesidades postergadas y cualquier esfuerzo será todavía insuficiente.

Pero los indicadores de empleo, consumo, producción, exportaciones y hasta reducción de la pobreza son mucho más promisorios que los de entonces. Gracias a la coyuntura internacional, los logros de gobiernos anteriores y sus propios méritos, el gobierno de Alan García cabalga sobre una pista muy distinta.

1986-apertura-6-c.jpg
LOS HERALDOS NEGROS pronostican la inevitable caída en picada en las encuestas. Si bien el Presidente puede sentenciar que no gobierna para éstas, como casi todos los políticos, la perspectiva de un mandatario con una menguada base popular no puede ser deseable para casi nadie, excepto los antiapristas (sean genéticamente inclinados o con necesidad de asistencia psiquiátrica). En aquel grupo también cabrían aquellos contentos con socavar el sistema democrático.

Un presidente que sufre por desaprobación crónica se convierte en un jugador cojo y manco. El país pierde, a fin de cuentas.

La situación de García en las encuestas es más enigmática si se le compara con los demás presidentes latinoamericanos. Néstor Kirchner de Argentina acaba de descender, próximo a terminar su mandato en plena escasez de carne y energía y con una ministra a la que le encuentran US$ 30,000 en efectivo en la ducha, a 49%. Michelle Bachelet de Chile vive vapuleada por el fracaso del Transantiago y los disturbios estudiantiles pero todavía ronda el 41% de aprobación. Varios parlamentarios aliados de Álvaro Uribe de Colombia fueron a parar a la cárcel por sus nexos con los paramilitares, pero el presidente sigue en torno al 66% de aprobación. El indestructible “Lula” da Silva de Brasil mantiene el 50% de opinión favorable, no obstante otro escándalo de corrupción en su régimen. Mareado por una embriaguez cada vez más tropical, el ecuatoriano Rafael Correa no cree en su 66% y pide a sus compatriotas apagar el televisor y no comprar la prensa.

García, mientras tanto, confronta encuestas que varían entre 35% y 32% según La Católica o Apoyo.

“PAÍS DE DESCONCERTADAS GENTES”, describió Nicolás de Piérola hace 110 años. Hoy intentaría descifrar las claves cada vez más esquizofrénicas de estos sondeos. Indican que muchos peruanos somos optimistas con respecto al futuro y nos consideramos felices, pero desaprobamos al gobierno en su primer año. Simpatizamos, según Apoyo, con la huelga del SUTEP y, al mismo tiempo, con la ley de carrera magisterial que precisamente motivó la nueva protesta de los sindicalizados.

EL COMPLICADO ESCENARIO DE LAS REGIONES agrava la confusión nacional. Sus presidentes sufren la presión y la impaciencia de sus frentes internos. Al mismo tiempo, el importante incremento presupuestal en la mayoría de regiones las convierte en un botín más apetecible. Los opositores de los presidentes, quienes fueron derrotados en las elecciones de noviembre pasado, son también animadores de las movilizaciones. Es, por ejemplo, el caso del ex humalista Michel Martínez en Apurímac. Los presidentes débiles escogen entre sumarse al piteo o correr el riesgo de ser vacados.

Así, los presidentes de Áncash, Apurímac, Tacna, Puno, Loreto, Ucayali y Moquegua estuvieron en las últimas movilizaciones. El reciente y controversial paquete legislativo busca regular esa cancha (ver más en Mar de Fondo).

El despiporre regional nos devuelve a la madre del cordero: al 20 de julio último, los gobiernos regionales sólo habían gastado el 15.9% de su presupuesto asignado para todo el año. Apenas S/.504 millones de S/.3,304 millones, a los que ahora se suman S/.4,254 millones del canon del presente año, ya transferidos pero básicamente intactos.

ES EL MISMO ESPECTRO QUE RONDA por el gobierno central. La velocidad del gasto público es satisfactoria solo en unos pocos sectores. Algunos, claves para el desarrollo de infraestructura y la percepción de la población, todavía no alzan vuelo. Allí va Vivienda, Construcción y Saneamiento, con 9.5% del gasto ejecutado. El sector Justicia, que tantas reformas espera, ronda apenas el 9%. Algo mejor van Educación (19.3%), Salud (19%), aunque todavía rezagados si se toma en cuenta que brindan servicios de primera necesidad (ver cuadros en estas páginas). Un peldaño más arriba se ubica Trabajo (24.1%). Más positivamente encaminados están Mujer y Desarrollo Social (que tuvo un estirón los últimos días y alcanzó el 39.1%, lo que indica la puesta en marcha de planes ambiciosos como el programa Crecer) y Transportes y Comunicaciones (28.1%, también ver más en Mar de Fondo).

UN RECIENTE INFORME DEL INSTITUTO Peruano de Economía redunda en esas limitaciones. De un lado, los índices económicos son idílicos:

–Alto nivel de crecimiento del PBI (Entre 7.5% y 8% para el 2007), equilibrio fiscal y fortaleza externa con balanza comercial positiva.

–La inflación más baja de América Latina. De junio del 2006 a junio del 2007: 1.9%.

–Las buenas perspectivas de calificación de riesgo y la obtención del grado de inversión son cantadas por Moody’s y otras.

–El riesgo país decrece según Bloomberg.

–Las exportaciones, incluidas las no tradicionales, crecen.

–La producción manufacturera sigue al alza.

–El consumo se dispara y la inversión privada crece por encima del 20%.

–Los ingresos tributarios seguirán incrementándose y representarán el 15% del PBI en el 2007.

OPONIÉNDOSE A TANTA BELLEZA, la ausencia de inversión en infraestructura es aún pasmosa. Entre 1995 y 2005, el sector privado ejecutó US$ 46 millones en redes viales. Durante el mismo período en Chile, el sector privado ejecutó US$ 6,664 millones. Desde 1998 la inversión pública en el rubro ha ido decreciendo escalonadamente, lo que comenzó a revertir el primer trimestre de este año. La ministra de Transportes, Verónica Zavala, calcula el déficit carretero del país en US$ 7,000 millones pero anuncia el lanzamiento de varios proyectos mayores.

A pesar de todo ello, no se esperan cambios en el gabinete encabezado por Jorge del Castillo para el 28 de julio. De hecho, se ha instalado la percepción errónea de los relevos que llegan el día de la independencia. Desde el retorno de la democracia en 1980 estos se producen antes o después.

EL DISCURSO PRESIDENCIAL DEL SÁBADO llevará la impronta social. Además de los ambiciosos proyectos viales, AGP hará énfasis en las obras en marcha: 407 proyectos eléctricos que beneficiarán a 1.2 millones de personas, 790 proyectos de telefonía y 1,100 de agua y saneamiento.

La apuesta del Presidente va por la inauguración masiva de obras a partir del primer trimestre del próximo año para, junto con la mejora de los demás números sociales, poder apaciguar parcialmente la demanda social. En carrera contra el tiempo, García busca su fiel de la balanza en una combinación inédita de bonanza y paciencia colmada.

Empleo

1986-apertura-5-c.jpg
Como se aprecia en los mapas, en el último año el empleo formal en empresas de más de 10 empleados ha crecido significativamente en varias ciudades a la vez, cuando en los años anteriores solo se incrementó en dos polos productivos. Julio Gamero, investigador del Consorcio de Investigación Económica y Social (CIES), enumera otros aciertos en la definición de metas para el 2011 (disminuir el subempleo de 53% a 44%, disminuir el desempleo entre 1.5 y 2 puntos y crear 300 mil empleos con Sierra Exportadora).

1986-apertura-6-c.jpg
Destaca el aumento de inspecciones laborales y el concepto de “escalera de empl eabilidad, que hace visible la necesidad de que las políticas económicas acompañen a las políticas laborales y de empleo, y viceversa”. Para el especialista, la pata coja en la política de empleo del gobierno está en las PYME, que equivale a más de la mitad del empleo asalariado, a las que solo se destina S/.14 millones para su promoción. Asimismo, si bien el PBI per cápita se ha recuperado en 24% en los últimos cinco años, las remuneraciones solo han crecido en un poco más del 3%.

Desde otro ángulo del empleo, en la actual crisis de gestión se está pagando un error muy claro, que fue el de la reducción de sueldos públicos en forma extremadamente radical y que dificulta la implementación de una burocracia especializada.



1986-apertura-9-c.jpg

Acceso a Salud, Seguridad y Educación


Las diferencias entre los que más y menos tiempo toman para acceder a servicios de Salud, Seguridad y Educación son especialmente simbólicas. El especialista Javier Iguíñiz explica que “las familias pobres del campo tienen que gastar lo poco que tienen para curar a sus hijos y lo que les queda es guardado para épocas de desempleo. Por eso no pueden invertir en mejorar sus herramientas, su ganado o sus cultivos”



Pobreza

1986-apertura-10-c.jpg

El índice de precios es más alto que el promedio nacional en varias de las ciudades más pobres.

Las nuevas cifras sobre pobreza en el Perú, presentadas por el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) y el Banco Mundial, el 19 de julio, resultaron reveladoras. Según estas, la pobreza en 2006 fue de 44.5%, 4 puntos menos que la cifra publicada en julio del año pasado respecto al mismo período: 48.5%.

Durante el gobierno de Alejandro Toledo, de 2001 a 2006, la pobreza se habría reducido unos 10 puntos y no 6, como sostenía el ex jefe del INEI, Farid Matuk, quien consideró las nuevas cifras “inverosímiles” y que se cambió a una metodología “más complaciente”.

1986-apertura-11-c.jpg
Para Javier Iguíñiz, presidente del Consorcio de Investigación Económica y Social (CIES), el debate es “irrelevante”: “es como discutir si nos gusta más el moco o la baba, ambas cifras son muy altas y nos dicen que estamos muy mal”, enfatiza.

Con los cambios, “el gobierno plantó reducir la pobreza 10 puntos –hasta 40%–, al final de su gobierno. Creo que la idea ahora es llegar a 34%, pero aún así es insuficiente. Se podría llegar a las metas del milenio: 27%”, señala Iguíñiz.

En general, los departamentos de la costa registran significativas reducciones de la pobreza de 2004 a 2006. Por el contrario, en los departamentos de la sierra centro y sur los índices de pobreza crecen.



1986-apertura-7-c.jpg

Exportaciones

Según el BCR, las exportaciones alcanzarán cifra récord de US$ 26 mil millones a fines del 2007. En números del MEF, las exportaciones tradicionales son lideradas por los productos mineros (21%) y pesqueros (18%). En las no tradicionales destaca la agroexportación (15.5%), los pesqueros (32% de crustáceos y moluscos congelados) y los óxidos de zinc y el fosfato dicálcico (35%). En el área de inversión, los proyectos de Toromocho y Las Bambas son los más grandes (US$ 1,500 millones). En Hidrocarburos puntea Camisea II (US$ 2,500 millones) y en telecomunicaciones la inversión 2006-2009 de Telefónica (US$ 1,000 millones). Dignas de mención son las plantas petroquímicas de Ajegroup, Gloria y la construcción de las cementeras Camargo, Inversiones Portland, Cementos Lima y Cementos Pacasmayo.


1986-apertura-13-c.jpg

Clase Media

Para el MEF, un indicativo del crecimiento de la clase media está en el gasto de bienes durables como electrodomésticos (14.5% de crecimiento en el 2006 y 27.6% en el primer trimestre del 2007) y autos nuevos (40.8% en el 2006 y 53.3% en el primer trimestre del 2007). La tenencia de artículos de tecnología de avanzada, como el DVD, también aumenta importantemente en los sectores C, D y E. También se ha incrementado el uso de pisos revestidos y cemento, mientras que ha disminuído el uso de pisos de tierra. La capacidad de compra va en subida y se espera que en el 2011 se duplique el ingreso per capita que había en 1990.

1986-apertura-12-c.jpg

Valores Contradictorios

Eso de que el Perú es un país de desconcertadas gentes campanea también en la última encuesta sobre “valores”, del Grupo de Opinión Pública de la Universidad de Lima.

Realizada en 32 distritos de Lima Metropolitana este mes, encontró que la mayoría de los vecinos considera que los peruanos somos:

generosos (63%),
solidarios (65.8%) y
trabajadores (80.5%).

Sin embargo, la mayoría de esos mismos entrevistados también opina que los peruanos somos:

impuntuales (85.9%)
irresponsables (66.2%)
desleales (57.1%) y que
no decimos la verdad (73,1%)

¿Quién querría compartir tareas o contratar a gente que no llega nunca, hace su trabajo a la buena de Dios, traiciona y miente? No está claro.

La Universidad de Lima viene realizando esta encuesta de valores desde hace años con resultados parecidos.

Desentraña reiteradamente actitudes y convencionalismos éticos criollos.

Esta vez determinó, por cierto, que el 65.7% de los limeños “no confía de las personas” en general, pero con una excepción:

En el grupo socio-económico más alto (A) la mayoría sí confía en las “personas”, pero a su vez es más severo al juzgar las lacras percibidas de los “peruanos”.

Entonces, ¿en quiénes confía? Debe ser sólo en extranjeros, y allí pueden estar quienes alquilan propiedades inmuebles sólo a inquilinos con pasaporte foráneo. Hay anuncios clasificados que así lo exigen.

Se puede decir que este año la falta de autoestima ha disminuido un tris en comparación a las encuestas de años anteriores.

En el 2004, por ejemplo, un 79.5% opinaba que los peruanos “no somos justos”, y ahora sólo 75.8% se castiga así. Por otro lado, antes el 50.7% pensaba que los peruanos tenemos “dignidad”, y ahora ya llegamos a 53.2%. Pero esa es otra contradicción. Con tanta presunta irresponsabilidad, deshonestidad y deslealtad, ¿qué se entiende por dignidad?

 


anterior

enviar

imprimir

siguiente

Artículos relacionados:
Movida Pascual (VER) (Caretas 2007)
Trato Hecho (VER) (Caretas 2005)
La Huella Ecológica: Muerto el Perro Empieza la Vaina (VER) (Caretas 2004)
El Giro a La Derecha (VER) (Caretas 2001)
Mucho Ruido, Tantos Jueces (VER) (Caretas 1999)
APEC: Cumbre de Película (Caretas 1993)
APEC: Toma la Posta en Australia (VER) (Caretas 1992)
El Calibre Del Mensaje (VER) (Caretas 1987)
Choque Frontal (VER) (Caretas 1984)
La Presidencia Novoandina (VER) (Caretas 1982)
Algo se Mueve en el Poder (VER) (Caretas 1979)
Se Salió el Río (VER) (Caretas 1975)
Una Cuestión de Palabra (VER) (Caretas 1973)
Lio de la Giampietri (VER) (Caretas 1971)
Plan de Guerra (Caretas 1970)
Alánisis (Caretas 1967)
SHOCK de Tensiones (Caretas 1966)
Deslinde y Desmarque (VER) (Caretas 1963)
La Doble Partitura (VER) (Caretas 1962)
El Nuevo Compañero (VER) (Caretas 1960)
El Balance de los 180 Días (VER) (Caretas 1959)
Tres Pies al Gato (VER) (Caretas 1958)
Cuando el Presidente es Papá Noel (VER) (Caretas 1956)
Entre Gallos, a Medianoche (VER) (Caretas 1954)
El Chongo y el Chato (VER) (Caretas 1953)
De Vuelta al Juego (VER) (Caretas 1952)
Un Mar de Planes (VER) (Caretas 1950)
El Soplo de los 100 Días (VER) (Caretas 1949)
El Drama y la Dama (VER) (Caretas 1948)
Misión en Washington (VER) (Caretas 1946)
Pinchan Pero No Cortan (VER) (Caretas 1945)
¡Derecha, Izquierda! (VER) (Caretas 1944)
Líneas Cruzadas (VER) (Caretas 1943)
El Castillo Del Premier (VER) (Caretas 1939)
Alerta Gorda (VER) (Caretas 1938)
A la Hora de Los Loros (VER) (Caretas 1937)
Detrás del Mensaje (Caretas 1936)
Arrancaron (VER) (Caretas 1935)
Terapia de Choque (VER) (Caretas 1934)
Lidiando Con Camisas de Once Varas (VER) (Caretas 1933)
¿Bombas de Tiempo? (VER) (Caretas 1931)
La Urna es un Horno (VER) (Caretas 1920)
Búsqueda | Mensaje | Revista