martes 16 de julio de 2019
Usuarios
e-mail:
Contraseña:
¿Olvidó su contraseña?
InstruccionesHáganos su Página de InicioAgréguenos a sus Favoritos
 
 
 
Edición 2079

21/May/2009
 
 
Secciones
Acceso libre Nos Escriben ...VER
Acceso libre SeguridadVER
Acceso libre ActualidadVER
Acceso libre EntrevistasVER
Acceso libre CorrupciónVER
Acceso libre Opinión VER
Acceso libre UrbanismoVER
Acceso libre TelevisiónVER
Acceso libre Ellos&EllasVER
Sólo para usuarios suscritos Bienes & Servicios
Acceso libre CulturaVER
Sólo para usuarios suscritos Caretas TV
Sólo para usuarios suscritos El Misterio de la Poesía
Sólo para usuarios suscritos Quino
Columnistas
Sólo para usuarios suscritos Raúl Vargas
Sólo para usuarios suscritos Gustavo Gorriti
Sólo para usuarios suscritos Augusto Elmore
Sólo para usuarios suscritos Jaime Bedoya
Sólo para usuarios suscritos China Tudela
Sólo para usuarios suscritos Luis E. Lama
Sólo para usuarios suscritos Alfredo
Sólo para usuarios suscritos Luis Freire
Ediciones
anteriores


Última Edición: 2460
Otras Ediciones Anteriores
 
 

Inicio > Revista

Policiales Los asesinatos, pagos y amenazas de muerte en la guerra por cupos de la construcción que afecta a la CTP aprista.

Páguese al Atracador

6 imágenes disponibles FOTOS  PDF 

2071-construccion-1-c.jpg

A Telles lo sindican como cabecilla de banda que cobra cupos.

“Te vas a morir”. El breve mensaje le llegó a Vicente Aponte en un sobre cerrado a la puerta de su casa en Villa María del Triunfo, en la mañana del lunes 18. Para limar las sutilezas también le enviaron dentro una bala de verdad.

Aponte es dirigente del sindicato de construcción civil de la Confederación de Trabajadores del Perú (CTP), dirigida por Elías Grijalba.

Dadas las circunstancias, es un mensaje a tener en cuenta. Este gremio de tendencia aprista viene vistiéndose de luto. El viernes 8, un grupo de sicarios le disparó cuatro balazos a Isaías Vásquez (40), subsecretario general del sindicato, cuando salía de su vivienda en el asentamiento humano Villa Estela, Ancón.

Su esposa, Eusebia Sánchez, señaló al ex presidiario Augusto Ramos Dolmos, ex dirigente de construcción en Lima Norte. También culpó a otros dirigentes como Mario Moreno Chagmana, Jesús Hernández Martínez, Máximo ‘Pampi’ Martínez y John Varillas Mogollón ‘Pantera’, quien actualmente cumple condena en el penal de Lurigancho. La Policía ha citado a todos los sindicados por la familia y se sospecha que el caso tiene conexiones con el pedido de “cupos” en la construcción del penal de Piedras Gordas II. Vásquez no habría cedido.

Cuatro días después mataron con cuatro tiros en una calle de Comas a Luis Palomino Hurtado, (53) (a) “Cerebrito”. El criminal huyó en una moto. Palomino fue fundador y cabecilla de la temible banda “Los destructores” que ahora se ganaba la vida como obrero. Gladys Zamora Aguilar, su esposa, acusó nada menos que al dirigente Vicente Aponte de estar detrás del hecho.

PARA LA POLICÍA, un cheque por S/.7,965 girado en las oficinas de la empresa Cosapi puso en evidencia la guerra sin cuartel.

El cheque fue decomisado el 16 de febrero luego de una intervención en las obras del futuro complejo comercial “Plaza Norte”, entre Independencia y Los Olivos.

Tras una feroz balacera se arrestó a Oscar Telles Cancino (34), Efraín Manuel Hens Torres (33), Ernesto Ugarte Ojeda (35) y Juan Jesús Estrada Erazo (39).

Debajo del asiento del copiloto del auto Nissan plateado hallaron dos pistolas cargadas, marca Glok y Baikal. En la guantera, trece “quetes” de PBC y un fajo de documentos, entre los que estaba el cheque Nº 08299243 del Banco de Crédito del Perú a nombre de Telles, el jefe de la gavilla. Llevaba las firmas de María Hernández Pastor y Hernán Escalante Pastor, funcionarios de Cosapi.

También encontraron una carta firmada por Telles, en su condición de Secretario General de la obra “Plaza Norte” solicitando a la administración un descuento sindical semanal de S/.10, a cada obrero, supuestamente acordado en asamblea.

Se deduce, entonces, que el cheque era producto de los descuentos a 500 obreros que trabajan en la construcción del “Plaza Norte”, que tiene una inversión de S/ 196 millones. Su principal accionista es Erasmo Wong.

La División de Robos denunció a la banda de Telles por extorsión agravada y asociación ilícita para delinquir.

Los delincuentes fueron puestos a disposición de la 8a Fiscalía Provincial del Cono Norte.

Pero el titular de la Octava Fiscalía Provincial del Cono Norte, Martín Jorge Pinzás, les dio libertad porque las empresas extorsionadas, entre ellas Cosapi S.A, no hicieron cargos.

En el atestado también se detalla que el controvertido dirigente Vicente Aponte ha recibido 12 amenazas de muerte. Tanto Telles como Aponte pertenecen a la CTP.

El 15 de abril último, el secretario general de la CGTP, Mario Huamán presentó una denuncia ante la ministra del Interior Mercedes Cabanillas en la que reveló la existencia de 12 bandas de delincuentes infiltradas en el gremio. Llamó a Aponte el “Al Capone” de los trabajadores de construcción civil.

Luego del mensaje recibido esta semana, Aponte devolvió el saludo. “Me han sentenciado de muerte y responsabilizo a Mario Huamán por lo que me pueda pasar”, advirtió.

 


anterior

enviar

imprimir

siguiente
Búsqueda | Mensaje | Revista