martes 16 de julio de 2019
Usuarios
e-mail:
Contraseña:
¿Olvidó su contraseña?
InstruccionesHáganos su Página de InicioAgréguenos a sus Favoritos
 
 
 
Edición 2076

30/Abr/2009
 
 
Secciones
Acceso libre Nos Escriben ...VER
Acceso libre SeguridadVER
Acceso libre NarcotráficoVER
Acceso libre ActualidadVER
Acceso libre InternacionalVER
Acceso libre PolíticaVER
Acceso libre Opinión VER
Sólo para usuarios suscritos Economía
Acceso libre Ellos&EllasVER
Acceso libre CulturaVER
Acceso libre SaludVER
Sólo para usuarios suscritos Caretas TV
Sólo para usuarios suscritos El Misterio de la Poesía
Sólo para usuarios suscritos Quino
Columnistas
Sólo para usuarios suscritos Raúl Vargas
Sólo para usuarios suscritos Gustavo Gorriti
Sólo para usuarios suscritos Augusto Elmore
Sólo para usuarios suscritos China Tudela
Sólo para usuarios suscritos Luis E. Lama
Sólo para usuarios suscritos Nicholas Asheshov
Sólo para usuarios suscritos Alfredo
Sólo para usuarios suscritos Luis Freire
Suplementos
Acceso libre HolandaVER
Acceso libre MicrofinanzasVER
Ediciones
anteriores


Última Edición: 2460
Otras Ediciones Anteriores
 
 

Inicio > Revista

Economía El MEF atraca a la libre disponibilidad de la CTS y a la exoneración del pago de AFP y EsSalud de la gratificación.

Keynes Pasa

2076-economia-1-c.jpg

Ministro Carranza finalmente cedió.

La oficina del presidente de la comisión de Economía del Congreso, Guido Lombardi (Unidad Nacional) fue escenario, el lunes 27, de una reunión entre miembros de ese grupo de trabajo y el ministro de ese sector, Luis Carranza. La agenda: buscar consenso sobre la libre disponibilidad de 100% de la CTS y la exoneración del pago de impuesto (13% de AFP y 9% de EsSalud) a las gratificaciones de julio y diciembre.

Ambos habían sido puntos de controversia entre Ejecutivo y Legislativo en las últimas semanas, pero luego de 45 minutos de “diálogo cordial”, a decir de Carlos Bruce, se limaron asperezas y volvió la calma chicha.

El ministro de Economía dio su brazo a torcer y establecieron que las exoneraciones tendrán carácter temporal por dos años (2009-2010) y no permanente como solicitaban los parlamentarios de todas las bancadas. Al cierre de esta edición se daba por descontada su aprobación en el pleno del jueves 30.

A la cita, que fue coordinada personalmente por Lombardi, asistieron la mayoría de miembros del grupo como Martín Pérez, Carlos Bruce, Víctor Andrés García Belaunde, Luis Alva Castro, Daniel Abugattas, Carlos Raffo, entre otros.

“Destacamos el carácter conciliador de Carranza. Nunca perdió la serenidad pese a la complejidad del asunto”, dijo Pérez, presidente de la Comisión Especial Multipartidaria encargada de monitorear la crisis.

“Entre el 80% de disponibilidad de la CTS, que actualmente tiene el trabajador, y el 100% que pedíamos hay un pequeño tramo por el que no debió haber tanta discusión”, agrega Pérez.

En la reunión, Carranza expresó la inconveniencia de dejar sin un seguro de desempleo a los trabajadores, “que casi siempre piensan en el corto plazo y no en el largo plazo”, dijo.

Hasta la víspera, todo parecía indicar que el proyecto legislativo sería materia de otro choque frontal entre el Congreso y el MEF. Carranza calificó la propuesta de “efectista y no efectiva”, en entrevista en El Comercio.

Ya había ocurrido lo mismo, a fines del año pasado, la primera vez que García Belaunde lanzó la iniciativa. Entonces, el MEF cuestionó que el costo fiscal de la medida equivalía al presupuesto de varios programas sociales, argumento que entonces fue suficientemente contundente.

Y, de hecho, según el viceministro de Hacienda, José Arista, las modificaciones tendrán un impacto fiscal de S/. 500 millones.

Pero “Vitocho” volvió a la carga en las últimas semanas. Y ésta vez tuvo mejor suerte.

Para “Vitocho” los descuentos “no deben afectar a las gratificaciones de julio y diciembre. A partir de la aprobación de la nueva ley, buscamos que el dinero vaya directamente al bolsillo del trabajador para incentivar el consumo en momentos de crisis”.

Se supone que la medida beneficiará a 2.6 millones de personas del sector público y 2.2 millones del sector privado, según el proyecto de ley.

No todos están de acuerdo. Mario Pasco Cosmópolis, ex ministro de Trabajo, la calificó de “irresponsable”. Dijo que hace nueve años una medida similar fracasó rotundamente. “La CTS es la única protección que tiene el trabajador en caso de perder el empleo. Y lo que está en riesgo ahora es el empleo, no el salario. ¿Cuál es el sentido social de decirle a la gente; gasta, gasta, gasta?”, se pregunta. “Ahora, para incentivar el consumo se pretende que el trabajador queme sus naves”, cuestionó.

Tampoco Jaime Cáceres Sayán, último presidente de Confiep, y ejecutivo de AFP Integra, está de acuerdo. “Se trata de un planteamiento demagógico”. Calculó que EsSalud percibirá S/. 450 millones menos al año, y la ONP S/. 180 millones. A su vez, las primas de seguro de las AFPs podrían subir 14%. No dio información sobre el impacto en las AFPs.

“La única consecuencia de estas medidas es que el empleado va a tener una jubilación menor o tendrá que jubilarse a una mayor edad”, dijo Cáceres Sayán.

En cambio, Juan José Marthans aplaudió la medida. “Si el frente externo se deteriora, es importante mantener la demanda interna”.

Las exoneraciones deberán liberar hasta S/. 1,000 millones en dos años, estimó.

El ex Superintendente de Banca y Seguros desestimó a su vez un impacto sustantivo en las pensiones. “Las cuotas de las AFPs aumentaron cuatro años atrás de 8% a 10%, dos puntos mensuales adicionales que multiplicados por 14 meses de aporte, “compensa largamente los dos años en que se exonerará el pago”, hizo números.

Según Marthans, el consenso alcanzado significa que “la orientación de la política económica está pasando a manos del Legislativo”.

En cambio, Pasco dice: “El consumo no ha caído, la gente está comprando normalmente, lo dicen las estadísticas. No sé a qué viene este cuento, este afán artificial”.

 


anterior

enviar

imprimir

siguiente
Búsqueda | Mensaje | Revista