sábado 20 de julio de 2019
Usuarios
e-mail:
Contraseña:
¿Olvidó su contraseña?
InstruccionesHáganos su Página de InicioAgréguenos a sus Favoritos
 
 
 
Edición 2076

30/Abr/2009
 
 
Secciones
Acceso libre Nos Escriben ...VER
Acceso libre SeguridadVER
Acceso libre NarcotráficoVER
Acceso libre ActualidadVER
Acceso libre InternacionalVER
Acceso libre PolíticaVER
Acceso libre Opinión VER
Sólo para usuarios suscritos Economía
Acceso libre Ellos&EllasVER
Acceso libre CulturaVER
Acceso libre SaludVER
Sólo para usuarios suscritos Caretas TV
Sólo para usuarios suscritos El Misterio de la Poesía
Sólo para usuarios suscritos Quino
Columnistas
Sólo para usuarios suscritos Raúl Vargas
Sólo para usuarios suscritos Gustavo Gorriti
Sólo para usuarios suscritos Augusto Elmore
Sólo para usuarios suscritos China Tudela
Sólo para usuarios suscritos Luis E. Lama
Sólo para usuarios suscritos Nicholas Asheshov
Sólo para usuarios suscritos Alfredo
Sólo para usuarios suscritos Luis Freire
Suplementos
Acceso libre HolandaVER
Acceso libre MicrofinanzasVER
Ediciones
anteriores


Última Edición: 2460
Otras Ediciones Anteriores
 
 

Inicio > Revista

Narcotráfico El Sendero de los traficantes de droga en el más grande valle cocalero del país.

Los ‘Mochileros’ del VRAE

4 imágenes disponibles FOTOS  PDF 

2076-mochileros-1-c.jpg

“Mochilero” abatido por el Ejército durante una sorpresiva operación en la sierra de la provincia de Tayacaja, en Huancavelica, el año pasado. Llevaba un arma de largo alcance, una radio portátil y una maleta cargada de coca.

Una comunicación radial entre dos senderistas, una mujer y un hombre, fue interceptada por la Policía en la selva de Ayacucho, el pasado 27 de marzo, 13 días antes de la emboscada de Sanabamba (CARETAS 2074).

“Ya hemos construido dos puentes para que pasen las ‘cargachos’ (mochileros). La crecida de los ríos los había hecho desaparecer”, dijo la mujer de acento huantino. Las voces han sido atribuidas a Haydé Zúñiga, ‘Olga’, y a Leonardo Huamán Zúñiga, ‘Alipio’, mando militar de Sendero Luminoso en el Valle de los Ríos Apurímac-Ene (VRAE).

Según la Policía, el díálogo confirmaría que SL es una ‘firma’ más en el principal valle cocalero del país, pero no sólo eso. ‘Olga’ habló del reclutamiento de 1,000 ‘mochileros’ y de la existencia de nueve centros de acopio de droga en puntos estratégicos de la selva.

La sorprendente comunicación radial está consignada en el reporte de inteligencia policial No 137, al cual CARETAS tuvo acceso en exclusiva.

La Dirección Antidrogas (Dirandro) ha emprendido una investigación para confirmar el número de ‘mochileros’ aludido por ‘Olga’. El jefe de esta unidad, general PNP Miguel Hidalgo, recorrió la semana pasada los poblados de San Francisco, Pichari, Sivia, Llochegua, Machente y Santa Rosa, y recogió valiosa información que le ha permitido identificar las rutas utilizadas por los ‘cargachos’ para trasladar la droga en el VRAE.

Según esta información policial, las principales rutas son las siguientes:

  • Ruta 1: Río Ene-Pishiriato-Libertad-Mazaronquiari-Sangareni-Satipo.
  • Ruta 2: Puerto Cocos-Anapati (surcando el río Ene)-Satipo.
  • Ruta 3: Yaviro-Bidón-Carrizales-Ranrapata-Huachocolpa-Pariahuanca-Huancayo.
  • Ruta 4: Bidón-Palmapampa-Tintayapunco-Surcubamba-Pampas-Huancayo.
  • Ruta 5: Llochegua-Tircus-Carhuahurán-Luricocha-Huanta -Ayacucho.
  • Ruta 6: Ayahuanco-Luricocha-Huanta.
  • Ruta 7: Ayahuanco-Churcampa-Los Machos-Pampas-Huancayo.
  • Ruta 8: Matucana- Irquis-Tircus-Carhuahurán-Luricocha- Huanta.
  • Ruta 9: San Antonio-Pacobamba-San Miguel-Ayacucho.
  • Ruta 10: Pacobamba-Chungui-Andahuaylas (ver infografía).

    2076-mochileros-5-c.jpg
    Los ‘mochileros’ llevan la droga por caminos de herradura hacia el Ande en caminatas de varios días. Cada viaje representa unos US$ 150 para ellos. Las caminos más seguros son los que cruzan territorio controlado por Sendero, como las rutas No 1, 2, 3, 4 y 5.

    Algunos militares en retiro han planteado la estrategia de ‘infilitrar’ agentes entre estos ‘mochileros’ para identificar los campamentos senderistas, pero esta es una tarea policial y no de las Fuerzas Armadas.

    El Ejército ha abatido a ‘mochileros’ en el VRAE, pero también se han reportado presuntos casos de corrupción en ciertas operaciones castrenses.

    Un informe reservado del Comando Conjunto refiere que, al concluir su servicio militar, algunos ‘licenciados’ EP –sin dinero e imposibilitados de regresar a sus casas– se quedan en la selva para asaltar a los “cargachos”. Otros ex soldados terminan convirtiéndose en ‘mochileros’.

    Insumos Del Mal

    El drama se repite en el caso de los insumos químicos. Informes de inteligencia refieren que el kerosene que ingresa al VRAE procede de la planta de comercialización de Pisco. Los camiones que lo transportan, de manera ilegal, recorren la ruta Los Libertadores hasta Ayacucho y de allí a San Francisco, donde hay varias comisarías y unidades de la Policía de Carreteras, pero el kerosene igual llega a su destino. “La corrupción es uno de los grandes problemas del VRAE”, se lamenta Rubén Vargas.

    El zar antidrogas Rómulo Pizarro pidió S/. 22 millones para el Programa de Impacto Rápido (PIR) que incluye la implementación de “garitas especiales” en esta y otras rutas de los insumos químicos, pero no recibe respuesta del Ministero de Economía y Finanzas (MEF).

    “Todo el mundo habla del kerosene, el kerosene no va en maletas, no va en galoneras, va en cisternas. Necesitamos poner las garitas”, indicó Pizarro.

    Una primera medida del Ejecutivo será la promulgación de un decreto ministerial que determina la sustitución del kerosene por gas licuado en el VRAE. El kerosene es el principal insumo para la elaboración de pasta básica. Su eliminación de la cadena productiva significa un duro golpe para el negocio, aunque Flavio Mirella, de las Naciones Unidas, pidió no perder de vista a los demás insumos químicos.

    La elaboración de una estrategia conjunta para combatir el narcotráfico y el terrorismo en el VRAE ha enfrentado a los titulares de Defensa, Interior y Economía. El ministro Ántero Flores Aráoz exige mayor presupuesto para llevar adelante las operaciones de campo, pero Luis Carranza, del MEF, advirtió que, en los últimos cuatro años, la inversión militar se incrementó en S/1,060 millones, por lo que hizo un llamado para “priorizar” los gastos que fue interpretado como “no hay plata”.

    ¬Tampoco hay un diálogo entre Defensa e Interior. El presidente del Comando Conjunto, general EP Francisco Contreras, anunció que antes de este fin de semana se presentaría el nuevo ‘Plan VRAE’. Sin embargo, tal parece que este no incluye a la Policía. Al cierre de esta edición, el general PNP (r) Marco Miyashiro, nombrado por la ministra Mercedes Cabanillas como representante del sector ante el Grupo de Trabajo Multisectorial, consitutido paradójicamente para propiciar una intervención articulada de los distintos sectores y entidades del Estado en el problema, no había sido convocado ni al Ministerio de Defensa ni tampoco a la presidencia del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas.¬

    Dispensa Blanca


    - Hay 16,000 hectáreas de hoja de coca en el VRAE, según el último informe de la Oficina Contra las Drogas de Naciones Unidas.

    - Estas arrojan 56,000 toneladas de hoja de coca al año, la mitad de la producción a nivel nacional, pero Enaco sólo compra el 0.001 %.

    - Una hectárea de hoja de coca en el VRAE arroja 9.5 kilos de cocaína pura. En el 2007, este Valle produjo 152 toneladas de clorhidrato.

    - La producción anual de cocaína en el VRAE basta para abastecer la mitad de consumidores de EE.UU (300,000) y casi el total de Europa (180,000).

  •  


    anterior

    enviar

    imprimir

    siguiente
    Búsqueda | Mensaje | Revista