jueves 18 de julio de 2019
Usuarios
e-mail:
Contraseña:
¿Olvidó su contraseña?
InstruccionesHáganos su Página de InicioAgréguenos a sus Favoritos
 
 
 
Edición 2412

19/Nov/2015
 
 
Secciones
Acceso libre Nos Escriben ...VER
Acceso libre InternacionalVER
Acceso libre PolíticaVER
Acceso libre EditorialVER
Acceso libre EntrevistasVER
Acceso libre NacionalVER
Acceso libre FotografíaVER
Acceso libre HistoriaVER
Acceso libre CulturaVER
Acceso libre GastronomíaVER
Sólo para usuarios suscritos Justicia
Acceso libre LiteraturaVER
Acceso libre TauromaquiaVER
Sólo para usuarios suscritos Caretas TV
Sólo para usuarios suscritos El Misterio de la Poesía
Sólo para usuarios suscritos Quino
Columnistas
Acceso libre Gustavo GorritiVER
Acceso libre Luis E. LamaVER
Acceso libre China TudelaVER
Ediciones
anteriores


Última Edición: 2460
Otras Ediciones Anteriores
 
 

Inicio > Revista

Internacional Escribe: Luis F. Jiménez | El debate presidencial en Argentina no parece introducir cambios en las tendencias para las elecciones del 22 de noviembre.

Debate presidencial en Argentina

Mauricio Macri, jefe de gobierno de la ciudad de Buenos Aires, y Daniel Scioli, gobernador de la provincia de Buenos Aires. (Foto: EFE)

Según encuestas, el liberal Macri habría logrado consolidarse en este único debate frente a Scioli, candidato del oficialismo. Aunque en Argentina todo puede pasar. (Foto: EFE)

El pasado domingo 15 tuvo lugar el debate entre los candidatos a la Presidencia de Argentina: Mauricio Macri, jefe de gobierno de la ciudad de Buenos Aires, y Daniel Scioli, gobernador de la provincia de Buenos Aires. Aquél es el candidato de la organización ‘Cambiemos’; éste es el candidato oficialista por el ‘Frente para la Victoria’. El 22 de noviembre se decide la elección.

Scioli había ganado, por estrecho margen, la primera vuelta electoral dos semanas atrás. Macri había reducido marcadamente la ventaja que le llevaba el gobernador y se benefició con su sorpresivo avance. Las encuestas posteriores le daban una ventaja sobre Scioli entre 6 y 11%. El oficialista, por tanto, tenía que ganar de manera holgada para descontar la diferencia.

Scioli no pudo alcanzar ese resultado. En un vivo debate, Macri llevó claramente la ventaja en la primera mitad. Scioli se recuperó levemente pero las encuestas inmediatamente después del debate lo dieron muy por debajo del Jefe de Gobierno.

Scioli no pudo superar la pesada carga de ser la “continuidad” del gobierno de Cristina Kirchner; los ataques de Macri sobre aspectos puntuales que se critican al kirchnerismo quedaron sin respuesta. La estrategia de Scioli fue acusar a Macri de esta planeando un ajuste económico originado en la flotación del dólar de acuerdo con el mercado lo cual provocaría una alza generalizada de precios. Lo acusó de ser la versión actual de las políticas de derecha apoyadas por el Fondo Monetario Internacional, los acreedores internacionales (los “fondos buitres”) y la derecha nacional.

Macri negó que un ajuste estuviera en sus planes pero dejó un gran vacío al no explicar qué medidas económicas adoptaría para superar la desastrosa situación económica que el actual gobierno le deja como herencia.

En resumen: poco variarían las previsiones electorales como resultado de este debate, lo cual beneficiaría las perspectivas de Mauricio Macri quien anunció que, de ser elegido, solicitaría la aplicación de la cláusula democrática del Mercosur a Venezuela para exigir la liberación de los presos políticos. Scioli nada dijo al respecto. Pero, con el peronismo y en Argentina, nunca hay que descartar sorpresas de último momento.

Búsqueda | Mensaje | Revista