Edición Nº 1813

 

Portada
Secciones
Nos Escriben...
Mar de Fondo
Ellos & Ellas
Culturales

Caretas TV
Columnas
Olla a Presión
Por Raúl Vargas
China Te Cuenta Que...
Por Lorena Tudela Loveday
Lugar Común
Por Augusto Elmore
Artes & Ensartes

Por Luis E. Lama

Artículos
No lo Podía Creer
La Libreta de Montesinos
El Golpe Estoico de
Yehude Simon

Manzana de la Discordia
Bienvenida Benvenuta

El Vuelo del Tucán
¿Flandes en los Andes?

La Mente Femenina

Señoras Soñadas

Salud y Bienestar
Levitra: Sí se Puede

Cruz y Ficción

Arte en Botella
Olor a Tinta

Vendaval de Río
Los Olvidados

Pantallas Enfrentadas

Block de Notas

Modas
25 Años: Un
Oscar Documental

El Misterio de la Poesía

 

 

 

ARTICULO

4 de marzo de 2004
Paginas 10 y 11 de la edición impresa.

No lo Podía Creer
3:19 de la madrugada del sábado 28. César Almeyda sale de su casa detenido ante la prensa alertada. Horas antes habría hablado con Palacio.

n
A juvenil jueza Carolina Lizárraga Houghton (derecha) no le tembló el pulso para enviar a San Jorge a Almeyda y Salas. Por otro lado, exoneró a Ortiz Anderson (derecha), ex colaborador de Olivera.  

Ahora puede estallar una Bomba Atómica

C
ESAR Almeyda observa sus fotos en todas las primeras planas y ríe con algunas notas dedicadas a él. Como nunca, esa mañana se quedó sin afeitarse. El buen semblante no sugiere que la pasó en vela durante su primera noche en el penal San Jorge. "Estuve pensando", dice. "Atando cabos para tomar decisiones".

Por allí circula Miguel Salas, el `agente Sun', compañero de celda durante el sábado 28 y el domingo 29. A cada uno le fue asignado un camarote, pero Sun prefirió el suelo. "Me pusieron al mismo nivel que él", reflexiona Almeyda para subrayar la insólita situación por la que terminó compartiendo techo con su acérrimo enemigo. Fue una decisión temeraria y debe aclararse si estuvo en la competencia del INPE o el Ministerio de Justicia.

Almeyda reitera que no recibió dinero del suicidado general Oscar Villanueva. Si bien luce controlado, hasta los periodistas sienten la opresión de las rejas. El área del tópico en San Jorge está limitada por dos de ellas y en el pequeño patio el calor es inclemente. Detrás del muro y el alambre de púas cantan los grupos cristianos que habitualmente asisten los domingos a las cárceles.

LO QUE SABE

Los abogados Mario Amoretti y Luis Roy Freire desestimaron las posibilidades de que Almeyda se acogiera a la colaboración eficaz pues, apuntó el segundo, "piden beneficiarse con esta norma los que se consideran culpables. Mi defendido es inocente de todos los cargos que se le imputan. Por lo tanto no tiene por qué hacerlo".

Sin embargo, desde que fue llevado a la carceleta del Poder Judicial se abrió un segundo nivel en su estrategia legal. Otro abogado es quien trabaja el tema y Almeyda favorece cada vez más esta opción. Javier Velásquez Quesquén, presidente aprista de la comisión de fiscalización del Congreso, declaró que una forma de aportar a las investigaciones "podría ser a través de la Ley de Colaboración Eficaz".

Velásquez Quesquén se pronuncia sobre el caso del general Villanueva, el embajador en España Fernando Olivera y su ex colaborador César Ortiz Anderson. Pero fuentes cercanas al ex abogado presidencial advirtieron sobre la cercanía que éste tuvo a Petroperú y algunas operaciones con empresas internacionales. Es pertinente recordar que nuestro país importa el crudo que utiliza.

"He visto casos de corrupción en las más altas esferas del poder", reconoció Almeyda a CARETAS.

Además, oficiales del Consejo Nacional de Inteligencia expresaron el martes 2 por la noche que había preocupación por el acceso que tuvo Almeyda a otras áreas, específicamente a los arreglos para reconocer a Zaraí Toledo.

n
 

Decisión temeraria. Se ha pasado por alto el hecho de que en un principio Almeyda compartió su celda aislada con el `agente Sun'. Der.: Salas dijo estar amenazado de muerte.

MORDAZA SORPRESA

¿Se justificaba la reclusión de Almeyda? El analista Mirko Lauer interpretó el hecho como una suerte de "secuestro" para aislarlo y taparle la boca.

El 28 de febrero se venció el plazo de 30 días del arresto domiciliario. Su abogado Luis Roy Freire dejó la vivienda de la calle Brahms en San Borja aproximadamente a las 10 de la noche. Mario Amoretti lo hizo una hora más tarde. "Hasta ese momento no teníamos idea de lo que iba a ocurrir", asegura Amoretti.

La defensa de Almeyda apostó por la orden de comparecencia o, a lo sumo, una prórroga del domiciliario. El ex abogado del presidente de la República se mostró optimista en esos días, pues el lunes 1 de marzo llegaría la pericia del audio encargada al Grupo de Peritos de la Facultad de Fonoaudiología de la Universidad de Buenos Aires. Esta concluyó que el audio de la conversación con el fallecido general Oscar Villanueva fue manipulado, por lo que es materialmente imposible identificar su voz y lo hace inútil como medio probatorio.

Se trataba, sin embargo, de una pericia de parte, pues el 2 de febrero Almeyda solicitó sin éxito a la Primera Fiscalía Especializada acreditar si las voces correspondían a las tres personas que intervienen en la reunión y si el audio fue objeto de alteraciones. "Tengo serias dudas en cuanto a mi voz en determinados pasajes", se lee en el oficio enviado al Ministerio Público. En CARETAS 1809 dos especialistas confirmaron la pésima calidad del audio.

El 30 de enero Almeyda había pedido el levantamiento de su secreto bancario. Todo esto le hizo pensar a Amoretti "que no se podría pensar en peligro de fuga". A pesar de ello, una hora y media después de retirarse este viernes 27, el abogado recibió una llamada de su cliente. La Policía Judicial estaba en la puerta de la casa para hacer cumplir la orden de arresto dictada por la jueza anticorrupción Carolina Lizárraga Houghton.

"Es muy inusual que se dicte una orden de captura luego de las once de la noche", explica Amoretti. "Y todavía más que la persona sea conducida a la carceleta del Palacio de Justicia durante un sábado, cuando no podrá tener contacto con su abogado".

n

Presidente Toledo y su jefe de seguridad Avi Dan On habrían tenido contacto con Almeyda mientras estuvo con arresto domiciliario.

 

COMUNICACION CON PALACIO

Entre llamada y llamada a sus defensores, Almeyda se comunicó también con quien era su nexo con Alejandro Toledo: Avi Dan On, jefe de seguridad del Presidente.

Aunque disminuyó con el escándalo, el contacto entre Almeyda y las altas esferas del Ejecutivo no se interrumpió. El abogado y el Presidente conversaron telefónicamente en algunas oportunidades mientras duró el arresto domiciliario. La última vez ocurrió el jueves 26, cuando Almeyda leyó las declaraciones de Toledo que el diario español El País publicó un día antes. Allí el Presidente afirmó "que uno de los errores más grandes de mi gobierno es haber confiado en una persona (Almeyda) que acabó traicionándome profundamente". Ante el reclamo de su ex colaborador, Toledo se habría justificado diciéndole que con respecto al tema aquella publicación "no patea para un lado ni el otro". Del mismo modo, el israelita Avi Dan On se prestó de correo en un par de ocasiones para entregarle al Presidente mensajes escritos que fueron respondidos.

Como lo demostraron las circunstancias, Almeyda seguramente pecó de iluso al esperar guiños mayores de quien fuera su jefe y cliente. Alejandro Toledo había tomado determinante distancia al filo de la medianoche del sábado 31 de enero, cuando dirigió un mensaje a la nación. Horas antes se habían conocido los primeros fragmentos del audio inaudible y el mandatario acusó a Almeyda de actuar a sus espaldas.

DOBLE VARA

El fiscal Jorge Luis Cortez le solicitó a la joven jueza Carolina Lizárraga la detención efectiva de Almeyda y la anulación de arresto domiciliario a César Ortiz Anderson, pues consideró que se trataba de hechos distintos. Fue más allá cuando el martes 2 de marzo derivó el expediente del caso Ortiz a la mesa de partes, con lo que abandonó ese caso.

Una mortificada fuente de la Procuraduría Ad Hoc opinó que "si quieres que una investigación no avance, la dejas a merced de los tiempos procesales tradicionales en el Perú y eso es lo que el fiscal está haciendo". Trascendió que la Procuraduría le exigirá a Cortez pronunciarse sobre el tema.

Por su parte, la magistrada Lizárraga cumplió los pedidos de Cortez, que también incluían la detención de Miguel Salas y la apertura de proceso contra el periodista Beto Ortiz, sospechoso "hincha" del agente Sun y supuesto cómplice en el intento de negociación del audio. Luego, en medio de un caso tan delicado, Lizárraga salió de vacaciones y le dejó la posta a su par Cecilia Pollack.

La feroz severidad ejercida frente a Almeyda se contrapone a la cortesía empleada con Olivera. El primero se reunió con un general montesinista a pedido de éste, informando de inmediato a Justicia. En cambio Olivera, siendo ministro del sector y sin alertar a las autoridades anticorrupción, el segundo organizó un presunto sistema para obtener información de los procesados por corrupción y administrarla según su conveniencia.

Con el frente judicial cubierto, a Olivera le queda enfrentarse a la Comisión de Fiscalización. Velásquez Quesquén, anunció que el lunes 8 serán citados los procesados Juan Valencia Rosas y Sixto Muñoz Sarmiento. "El objetivo es que corroboren que Ortiz Anderson los visitó en los penales para ofrecerle beneficios penitenciarios a cambio de favores políticos", declaró. Fue programado que Almeyda visitara la Comisión el pasado miércoles 3.

Así como dejó en caída libre a su abogado, en la mencionada entrevista con El País Toledo alabó al embajador en España. "Yo no voy a ser un juez de nadie", aclaró. "En este caso hay una carga política muy fuerte. Dejemos que los jueces hablen. Olivera es un hombre luchador contra la corrupción y por la moralización, y sé que hay vendettas políticas que vienen de años".

Es inevitable especular sobre presiones ajenas a la justicia que pudieron echar la suerte de uno y otro protagonista. Aquí, la elección del chivo expiatorio puede convertirse en el cataclismo de un presidente tan vulnerable que se alborota con temblores. Hay que imaginarse lo que podría ocurrir si el abogado oprime el botón que active una bomba atómica. (Enrique Chávez)

 


../secciones/Subir

Portada | Nos Escriben... | Mar de Fondo | Culturales | Ellos & Ellas | Cine TV | Olla de Presion | Lugar Común | China te Cuenta Que... | Artes y Ensartes

Siguiente artículo...

 

   

   
Pagina Principal