Edición Nº 1666

 

  • Portada
  • Nos Escriben...
  • Mar de Fondo
  • Heduardo
  • China te Cuenta...
  • Ellos & Ellas
  • Culturales
  • Caretas TV
  • Controversias
  • Lugar Común
  • Piedra de Toque
  • Mal Menor
  •  

     

     

    ARTICULO

    19 de abril de 2001

    Anticorrupción
    Operación Tenaza
    Con apoyo del Banco Mundial y de la sociedad civil, el Ejecutivo intenta erradicar un flagelo de nuestros días.

    Próximamente el Banco Mundial presentará al Ejecutivo el resultado de una investigación medular sobre la percepción de la sociedad peruana sobre la corrupción en el país. El documento servirá de base al grupo de trabajo de Iniciativa Nacional Anticorrupción nombrada la semana pasada. Se trata de un equipo multidisciplinario presidido por monseñor Miguel Irízar e integrado por Antonio Blanco Blasco, Cecilia Blondet (Transparencia), Carlos Castro (Adex), Pablo Checa (sindicalista), Margarita Giesecke (historiadora), Baldo Kresalja (empresario y abogado), Humberto Lay Sun, Alvaro Rey de Castro (psicoanalista), Mónica Sánchez (actriz) y Jorge Santistevan de Noriega (ex Defensor del Pueblo). Su misión: identificar los puntos neurálgicos de la corrupción, establecer los lineamientos de una estrategia de largo aliento contra el flagelo y promover un amplio debate nacional. El ministro de Justicia, Diego García Sayán, explica a CARETAS las imperativas razones que obligaron a su creación.

    En su primera etapa el proyecto registrará de manera exhaustiva la actitud de los peruanos ante la corrupción. Ministro Diego García Sayán y una iniciativa para impedir que el pasado se repita.

    Entrevista MARCO ZILERI

    EL grupo de trabajo de Iniciativa Nacional Anticorrupción lo preside un religioso y lo integran un empresario, dos abogados, un dirigente sindical, una historiadora, un psicoanalista y hasta una actriz. ¿Una convocatoria poco convencional para una cruzada anticorrupción?

    -El de Fujimori no fue simplemente un gobierno con corruptos, sino fue una mafia que se adueñó del Estado y del gobierno. ¿Cómo este enorme aparato de corrupción se generó en el Perú? Sin duda, la mafia se apoderó de las instituciones peruanas con la tolerancia e injerencia de una buena parte de la sociedad peruana.

    -¿Y de qué manera un grupo con once personalidades puede contribuir a desmontar la estructura de corrupción?

    -La pregunta histórica, filosófica y política es: ¿Cómo hacer para que no se repita algo parecido? Se trata, por lo tanto, de identificar las condiciones objetivas que existían en nuestra institucionalidad y la conducta de la ciudadanía que toleraron que esta situación se produjera y avanzara. Existen cuestiones éticas e institucionales que deben ser identificadas para poder ser encaradas y combatir con éxito el fenómeno de la corrupción.

    -Una de las principales limitantes en la Iniciativa Nacional Anticorrupción es que su mandato concluye con el gobierno de Paniagua este 28 de julio.

    -Es indispensable avanzar en los lineamientos de un plan nacional contra la corrupción. No es un plan de gobierno transitorio, lo cual excedería ampliamente su mandato, sino elaborar lineamientos que puedan ser asumidos por el Estado y la sociedad peruana y que configure un marco a partir del cual se puedan establecer metas concretas y escoger herramientas eficaces que permitan prevenir fenómenos de corrupción en distintos ámbitos de la vida social. Este proyecto global será entregado a las autoridades que asuman la conducción del país el próximo 28 de julio. Es por ello que se decidió crear el grupo de Iniciativa Nacional Anticorrupción integrado por personas destacadas de la sociedad presididas por alguien de la enorme calidad moral , personal e intelectual como es Monseñor Irízar con el propósito de avanzar en el Plan.

    -¿La amplitud de la tarea no conspira contra los objetivos puntuales de la Iniciativa Anticorrupción?

    La lucha contra la corrupción que está impulsando el gobierno de transición es integral y la está enfrentando a través de muy diversas y trascendentes acciones. Este Grupo avanzará sobre la base de aquello que sus miembros tengan que aportar por su capacidad moral, intelectual y profesional, a partir de un diagnóstico que le hemos pedido al Banco Mundial sobre la percepción de la corrupción en el Perú de hoy el cual se está elaborando con el apoyo de técnicos peruanos y que debe ser entregado en los próximos días. El plan incluye, también, un amplio debate nacional que se realizará con sectores intelectuales, profesionales y en distintos lugares del país. En mayo se realizarán foros fuera de Lima para llevar algunas de estas propuestas.

    Miguel Irízar, Jorge Santistevan de Noriega..

    -¿Cuáles son específicamente las metas del Grupo?

    -La concepción integral del fenómeno de la corrupción determina que en su análisis y propuestas se incluyan aspectos éticos y los grandes objetivos de la lucha contra la corrupción, además de pasos concretos que tengan que ver con la organización del Estado, con la regulación de los contratos de adquisiciones de obras y de servicios por parte del Estado, con la política educativa, la difusión de valores y con el fortalecimiento de los mecanismos de control que existen en el Estado (la Contraloría General de la República, el Poder Judicial y los mecanismos específicos que pudieran existir al interior de cada sector).

    -¿Contempla la creación eventual de una entidad especializada Anticorrupción?

    -Estamos seguros que este proceso y su producto va a ser un instrumento muy importante pues nuestro país requiere un esquema serio y eficaz contra la corrupción de manera permanente, a fin de que no se envilezcan los valores fundamentales de cohesión de la propia sociedad y que, además, sea un país atractivo para la propia inversión porque los costos de operación son obviamente mucho más altos en los países en que prima la corrupción dado que las cosas cuestan su precio más el soborno, la corruptela, la prebenda a quien tome las decisiones. Nuestro deseo es que este Grupo de Iniciativa Nacional Anticorrupción pueda formular estos lineamientos fundamentales de una política nacional que pueda incluir la creación de un organismo permanente para hacer frente al problema.

    -¿Cómo se garantizará que el esfuerzo anticorrupción presente se mantenga en el futuro régimen?

    -La pregunta es fundamental y es a todos los peruanos a quienes les toca garantizar los resultados del esfuerzo. Yo insisto en que hay que confiar en lo que los candidatos vienen diciendo sobre el combate contra la corrupción. Este proceso que ha iniciado el gobierno de transición busca, además, reforzar el papel de la sociedad civil. Los foros regionales significan abrir esta discusión a los distintos sectores de la sociedad y a los gobiernos locales para que puedan participar de manera más activa en el combate contra la corrupción.

    -¿Cuál es la responsabilidad y las tareas que le competen a la sociedad civil en esta cruzada?

    -Depende de muchos factores, incluido el papel que juegue la prensa al respecto. Hay quienes piensan que los peruanos a veces tenemos la memoria corta. Por eso creo que hay que crear esta especie de tenaza que pueda constituir una sociedad civil más vigilante y activa y una institucionalidad democrática fortalecida y perfeccionada. Yo creo que así como hay momentos en la historia en que se impone el autoritarismo que va oscureciendo todo el panorama, en un proceso de apertura democrática ocurre una inercia exactamente contraria donde existe la tendencia que quienes se sentían marginados y silenciados quieran asumir un papel protagónico. Un proceso de transición a la democracia no es un proceso que puede durar ocho meses sino que tiene que ser una tarea que el nuevo gobierno deberá asumir como una responsabilidad central. La transición a la democracia no termina el 28 de julio del 2001 y, en ese sentido, junto con numerosas otras tareas, debe continuarse fortaleciendo el combate contra la corrupción.

    -¿Existen experiencias parecidas en el extranjero?

    -Ha existido una sucesión de estas llamadas comisiones nacionales contra la corrupción de naturaleza multisectorial dotadas de muchas buenas intenciones, pero que en algunas ocasiones no han alcanzado los fines que se propusieron.

    Mónica Sánchez y Carlos Castro..

    -¿Qué es lo que le hace pensar que aquí no se correrá la misma suerte?

    -Creo que en la media en que se involucra a la sociedad civil y a los principales actores políticos las posibilidades de éxito son mayores.

    -La iniciativa parece a su vez querer rescatar ese germen de revuelta popular, creativa y pacífica que caracterizó la protesta contra el gobierno de Fujimori.

    -Exactamente. Involucra, por ejemplo, a personas como Mónica Sánchez no tanto por sus condiciones de jurista sino por su involucramiento en el proceso y su capacidad de convocatoria. Hoy necesitamos que esa potencialidad que condujo al fin de Fujimori y Montesinos, se traduzca en acciones en positivo. No debemos dormirnos en nuestros laureles y pensar: "bueno ya hay cerca de 200 sospechosos de corrupción presos". No debemos olvidar que ésta es una criatura que surgió de la propia sociedad, de las instituciones peruanas. Hay un problema en el fondo que explica cómo esto pudo ocurrir.

    -Con Fujimori y Montesinos -las dos cabezas de la hidra- prófugos y cerca de 200 presos, ¿cuánto resta por desarticular?

    -Evidentemente hay tentáculos que aún están vivos.

    -¿Cómo se manifiestan?

    -En la medida en que haya aparatos que fueron sometidos como el militar, el Ministerio Público y el Poder Judicial, en donde no se ha realizado aún una depuración integral. Si bien hubo elementos de coacción al interior del aparto estatal que llevaron los tentáculos de la mafia a ser muy eficaces en el control, es cierto que quedan dentro del Ministerio Público, del Poder Judicial y del aparato militar y policial elementos que no sólo fueron víctimas de la coacción sino que fueron, en algunos casos, actores encubiertos.

    -¿La crisis militar de los últimos días es un reflejo de la complejidad descrita?

    -Cumple una función catártica, pero también tiene que ser base de un mecanismo de control, de supervisión y de evaluación más exhaustivo del que se ha producido hasta el momento.

    -¿Y en el aparato judicial?

    -Es un proceso complejo. Pero no queríamos una evaluación del Poder Ejecutivo sobre otro poder que es el Judicial. Por eso es que solicitamos a técnicos internacionales que vinieran a hacer esa evaluación junto con juristas peruanos. Y conseguimos del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) organizara una extraordinaria misión internacional de juristas que estuvieron tres semanas en el Perú. Pronto estará completo un informe completo sobre los problemas para la independencia de la justicia, el acceso a la justicia y plantearán una serie de recomendaciones trabajadas no con el Ministerio de Justicia sino con las cabezas del Poder Judicial. De manera que nuestra aspiración, así como en el tema de la corrupción, es dejar también un plan de modernización y desarrollo judicial listo, no hecho con un prisma político por parte del gobierno transitorio, sino con un enfoque estatal de mediano y largo plazo.

    -¿Hay ayuda externa también para la Iniciativa Nacional Anticorrupción?

    -El diagnóstico es respaldado por el Banco Mundial y el equipo técnico ha contado con el apoyo del BID y la OEA.

    -La corrupción no es evidentemente un fenómeno estrictamente peruano. También en Argentina se cuecen habas, por ejemplo.

    -Hay corruptos de significación en todas partes y no sólo en América Latina. Hay casos gravísimos que tocan al gobierno francés. Sin embargo, en el Perú, desde la cúspide del gobierno se organizó todo un aparato, complejo, sofisticado de corrupción en todo el Estado y la sociedad peruana. No era un ministro de Defensa corrupto o cosas como ésas que lamentablemente existen en todas partes del mundo, sino que ocurrieron hechos absolutamente capitales en la antieducación cívica del país. La corrupción fue utilizada de manera sistemática como un instrumento de gobierno. Y eso tiene que ser resuelto y compensado por gobernantes que revaloren y dignifiquen la función pública.

    -¿Se tiene una idea de cuánto dinero se han robado?

    -Sería especular, pero presumo que de los US$ 220 millones identificados, la cifra real debe ser cuatro o cinco veces mayor. Y que se han encontrado cuentas aún de básicamente dos zonas: Gran Caimán y Suiza. De manera que estamos hablando sólo de la punta del iceberg.

     


    ../secciones/Subir

    Portada | Nos Escriben... | Mar de Fondo | Heduardo | Culturales | Caretas TV | Ellos & Ellas | Bienes y Servicios | Controversias | Lugar Común | China te Cuenta Que... |
    Piedra de Toque |Mal Menor

    Siguiente artículo...

     

       

       
    Pagina Principal