Edición Nº 1612

 

  • Portada
  • Nos Escriben...
  • Mar de Fondo
  • Heduardo
  • China te Cuenta...
  • Ellos & Ellas
  • Culturales
  • Caretas TV
  • Controversias
  • Lugar Común
  • Piedra de Toque
  • Mal Menor
  •  

     

     

    ARTICULO

    30 de Marzo de 2000


    El Debate Virtual
    Debate político sobre las elecciones encuentra en internet un espacio sin restricciones.

    Ricardo Calmet y creativa página "Orwell". "La tecnología -dice- exige que la gente piense".Derecha, "Internet ha dejado de ser elitista, hay más de 500 mil usuarios y 600 cabinas públicas en todo el Perú", dice Sandro Marcone de la RCP.

    El internet se ha convertido en una alternativa democrática ante la desinformación, en algunos casos, o la información sesgada, en otros, respecto a la campaña electoral. Ya sea mediante páginas web o direcciones electrónicas (aquí mostramos algunas), los internautas peruanos -más de 500 mil- y del extranjero, pueden acceder a este medio para recibir o emitir opiniones. Si la televisión de señal abierta ha cerrado cualquier posibilidad de un debate horizontal entre los candidatos a la presidencia y los electores, el internet ha devenido un recurso de reconstitución dinámica de las persepciones ciudadanas individuales.

    DESDE noviembre del año pasado, cuando Ricardo Calmet y Carlos Mayhua -desde su servidor Ariadna- crearon la página Orwell (www.ariadna.com.pe/orwell/or.htm), dirigida a criticar a los medios que tergiversan la información o incluyen en ésta contenidos ideológicos, han recibido 5,000 visitantes. "Estamos -dice Calmet- generando un espacio de reflexión". Es cierto, pues, en el fondo, lo que ellos buscan es combatir un sistema educativo que lo único que ha logrado es un ejército de ciudadanos obedientes y sin ningún estímulo.

    Fraude 2000: página que alerta sobre las irregularidades de esta contienda electoral. Derecha, César Gayoso. "La característica de esta campaña es el ocultamiento de información". Derecha, Santa María: "Pronto veremos el triunfo de Internet".


    Si bien la página Orwell comparte noticias de toda índole ha sido acaparada por la coyuntura actual. La campaña electoral es el tema que obsesiona a los cibernautas locales y extranjeros -les llegan cerca de 600 correos electrónicos diarios-, y, la posibilidad de leer a editores independientes amén de transmitir opiniones, en medio del silencio cómplice de la televisión abierta, es alentador. Aún después de la probable segunda vuelta, Orwell seguirá captando visitantes.
    Que existan más de 500 mil usuarios de internet, es una prueba contundente de que este medio no es tan elitista como se afirma y de que las discusiones no se pierden en el espacio. Además, del total de los usuarios, el 25% entra a través de una conexión domiciliaria mientras el resto lo hace por medio de cabinas públicas -600 a nivel nacional- o sus centros laborales.
    "Hay una tendencia -indica Sandro Marcone, jefe de recursos de información de la Red Científica Peruana- a que el crecimiento anual de clientes de este servicio sea del 40%". Justamente, la RCP, tiene una de las páginas más completas referentes a las elecciones generales (Elecciones.rcp.net.pe).

    Participantes de la página e Groups, entre ellos Ricardo Letts Colmenares. - Letts desarrolla un tema concreto, el del fraude electoral que según él no evitarán los personeros.- A través de página de RCP, cibernautas obtienen resumen del informe Carter. - En la página Orwell, fulminante crítica a noticia propalada por el diario Expreso.

    Así, con sólo digitar una tecla, se pueden encontrar datos sobre los candidatos a la presidencia y al Congreso y sus propuestas (por sectores: educación, salud, economía, etc.), alimentados por ellos mismos, sobre la legislación referida al proceso electoral, sobre los lugares y mesas de votación y sobre las encuestas. "En un mes hemos tenido 25 mil visitantes -asegura Marcone- y cuando ésto concluya podremos saber cuántas personas regresaron a la página, de qué lugar lo hicieron y a qué hora. Obtendremos, asimismo, un registro político de lo que se dijo y no se dijo". Eso sí, la página no incluye editoriales de opinión y trata de mantener total objetividad.
    La RCP ha organizado, además, un "chat" (espacio de conversación simultánea) en el que ya han participado tres de los candidatos presidenciales: Víctor Andrés García Belaúnde, Máximo San Román y Abel Salinas. "Esto es democracia directa pues las preguntas llegan de todas partes y ellos tienen que contestarlas", afirma Marcone. El siguiente invitado es Alejandro Toledo.
    De otro lado y para quienes estén de verdad interesados en entablar un diálogo cívico relacionado al tema, está la página que edita el analista político César Gayoso (www.wgroups.com/group/eleccion/). Con la experiencia de un ciberdebate que organizó a raíz del conflicto Perú-Ecuador, Gayoso dirige la página mencionada que contiene una lista de suscriptores (más de 200, a la fecha), a quienes les propone un tema sobre el cual, él emite un único punto de vista y así empieza la discusión. "Trato de ser muy cuidadoso con las palabras y procuro que el asunto a tratarse se desarrolle racionalmente", dice. Y añade: "El internet permite que conceptos como la democracia, puedan plasmarse virtualmente, aun en momentos cuando existen contextos amenazadores y creo que, lentamente, se está formando un nuevo lenguaje para estructurar otros tipos de espacios, ya sean factuales o virtuales".
    El congresista Alejandro Santa María, por su parte, administra la llamada Lista Claridad (claridad congreso.gob.pe), a partir de la que ha surgido la iniciativa espontánea de los círculos ciudadanos por la democracia que pretenden democratizar el acceso a la información". Su primer aporte ha sido elaborar un exhaustivo directorio de fuentes con datos electorales debidamente clasificados. "Tarde o temprano -manifiesta Santa María- la internet destronará a la televisión como vehículo masivo de comunicación". A este paso, no habría que dudarlo. (Teresina Muñoz-Nájar)

     


     

  • ../secciones/Subir

  •    

       
    Pagina Principal